Para ver en Netflix: “Better Call Saul, temporada 4”

Finalmente Netflix estrenó la cuarta temporada de la precuela de “Breaking Bad”, que promete venir recargada

Hubo que esperar un año y cuatro meses para que volviera esta serie creada por Vince Gilligan y Peter Gould, padres de la ya casi mítica y perfecta “Breaking Bad”, que se despidió de la pantalla hace exactamente 10 años.  “Better Call Saúl” es la precuela de aquella serie. El momento anterior a que Jimmy McGill se convierte en Saul Goodman, el abogado inescrupuloso que se encarga de lavar las toneladas de dinero que Walter White (Bryan Cranston), genera fabricando metanfetaminas .

Para los que no la vieron, “Better Call Saul” cuenta la historia de James Morgan “Jimmy” McGill (Bob Odenkirk), seis años antes de que lanzara sus bizarras publicidades en TV, (al estilo “Llame ya”), para dar a conocer masivamente sus servicios de abogado, bajo el slogan “Better Call Saul’.

La vida de Jimmy nunca fue fácil. En su juventud se dedicó a cometer pequeñas e ingeniosas estafas con un secuaz, “cuentos del tío” que le daban adrenalina a su vida y algo de dinero, y por los que terminó en la cárcel. De ahí lo sacó su hermano mayor, Chuck McGill (Michael McKean), prestigioso abogado socio de Howard Hamlin (Patrick Fabian) en Hamlin Hamlin McGill, y poseedor de una rara condición médica que lo vuelve sensible a los campos electromagnéticos. Esta patología llevara a Chuck a vivir a oscuras en su casa, sin dispositivos electrónicos y con una licencia médica que lo tendrá en una tensa relación con su socio Howard.

Después de ese tiempo tras las rejas, Jimmy finalmente parece encauzarse, se recibe de abogado, pero la firma de su hermano se niega a contratarlo por considerar que no está a la altura para representar al estudio. Esto lo llevará a ejercer la profesión por poca paga, defendiendo ancianos y llevando casos menores. Y será también una de las razones que irá alimentando su rencor contra Chuck.

Su relación con su novia Kim Wexler (Rhea Seehorn) lo ayuda por momentos a mantenerse por el buen camino. Ella trata de hacerse una carrera en el estudio de abogados de su hermano y lo apoya incondicionalmente. Tanto que hasta compartirán en algún momento una misma oficina, aunque con clientes separados. El amor es mucho, pero las diferencias de estilos los mantiene laboralmente a una sana distancia.

Jimmy quiere poder ejercer su profesión, hacerse un nombre, e incluso ayudar a la gente, pero terminará enredándose con pesos pesados del narcotráfico, como Nacho Varga (Michael Mando), Tuco (Raymond Cruz) y Hector Salamanca (Mark Margolis), conocidos personajes de Breaking Bad.

Otras figuras de aquella serie que vuelven a la carga, son Mike Ehrmantraut (Jonathan Banks), Lydia Rodarte-Quayle (Laura Fraser), Gus Fring (Giancarlo Esposito), dueño de “Los Pollos hermanos”, y el sagaz oficial de la DEA Hank Schrader (Dean Norris). Todo hace pensar que a medida que avanza la historia en el tiempo, veremos muy pronto volver a la escena al ya casí mítico Walter White (Bryan Cranston).  Sin dudas, la cuarta será una temporada bien movida para una serie que tiene todo para alcanzar los destinos de gloria de su antecesora.

Si querés disfrutar de la cuarta temporada de “Better Call Saul”, en máxima calidad, Netflix recomienda el LG Ultra HD Smart TV 55”, que cuenta con HDR Pro, 3D Color Mapping, y sonido ULTRA Surround. Otrae las recomendaciones de Netflix para ver programación en calidad Ultra HD, es contar con una velocidad de conexión estable de 25 megas, que permite apreciar los contenidos con buena fluidez.

¡Esperamos que disfrutes de esta nueva recomendación de My LG y Netflix!