Tips de lavado: descifrando las etiquetas de tus prendas

Cuidar la ropa para mantener inalterables los colores, texturas y formas no es un objetivo imposible. Pero para eso hay que entender y atender lo que cada prenda tiene para decirnos.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta a la hora de poner una prenda a lavar, es la información que el fabricante puso en ella para que podamos conservarla en buen estado. Todas las prendas vienen de origen con una etiqueta que comunica, en formato de símbolos, los cuidados que debemos tener con ellas a la hora de lavarlas. Sólo hay que saber leerlos.

Lo que dice la etiqueta: Lavar a mano a máximo 30 grados, no usar blanqueadores, planchar a baja temperatura, se puede lavar en seco, secar horizontal sin colgar

Hay cinco grandes sistemas internacionales de símbolos para comunicar las instrucciones de lavado: el de Estados Unidos, el europeo, el de Japón, el de Australia y el de China. La información que viene en las etiquetas tiene que ver con instrucciones para el lavado (profesional y hogareño), el secado (a mano o con máquina), el planchado, y el blanqueado. Pero no siempre esos símbolos son auto explicativos. Para poder entenderlos y no arruinar nuestra ropa a la hora de lavarla, aquí va una guía para decodificarlos sin morir en el intento.

Y si no sólo querés cuidar tu ropa, sino también tu bolsillo y el medioambiente, te recomendamos usar lavarropas LG con motores Inverter que hacen más eficiente el uso de la energía y te permiten ahorrar costos de electricidad y agua.